Quantcast

Pacers y Bulls elevan la rivalidad; triunfos de Thunder, Heat y Knicks

Pacers y Bulls elevan la rivalidad; triunfos de Thunder, Heat y Knicks
David West (c) de los Indiana Pacers en acción ante Al Horford (i) y Jeff Teague de los Atlanta Hawks, durante un partido de la NBA. EFE/Archivo |

Las importantes bajas que tienen esta temporada los Pacers de Indiana y los Bulls de Chicago no han frenado su gran potencial de equipos ganadores y de máximos rivales dentro de la División Central, que la pasada jornada protagonizaron otro gran duelo en la lucha por el liderato.

Los Pacers confirmaron que en su campo son uno de los equipos más difíciles de ganar en la NBA y ante los Bulls se impusieron por 111101, en lo que fue su tercer triunfo consecutivo, que les permitió recuperar el primer lugar de la clasificación que comparten con el equipo de Chicago.

El alapívot David West impuso su inspiración encestadora y su poder bajo los aros al conseguir 29 puntos (1118, 00, 710) y capturar nueve rebotes.

El alero Paul George, cada día más en plan figura, también logro cifras dobles de 21 puntos, 11 rebotes, cinco asistencias, recuperó dos balones y puso dos tapones.

El base George Hill, que se ha ganado la titularidad y la responsabilidad de dirigir el juego del equipo, fue el segundo máximo encestador tras anotar 22 puntos y repartir seis asistencias.

Los Pacers, a pesar de seguir con la ausencia del alero franquicia Danny Granger, lograron el decimocuarto triunfo consecutivo en su campo del Bankers Life Fieldhouse, de Indianápolis, la mejor racha ganador del equipo desde la temporada del 200203.

El escolta italiano Marco Belinelli lideró a los Bulls al anotar 24 puntos, su mejor marca de la temporada, y superó una fuerte torcedura de tobillo derecho que sufrió antes de que concluyese el primer cuarto del partido.

Los Bulls volvieron a jugar sin el pívot Joakim Noah y los bases Kirk Hinrich y Derrick Rose, los tres lesionados.

El base Russell Westbrook fue el líder de los Thunder al aportar 24 puntos, siete asistencias y recuperar dos balones, en una noche en la que tuvo su mejor toque de muñeca y el equipo de Oklahoma City ganó fácilmente por 11291 a los Mavericks de Dallas.

El alero Kevin Durant, que había adelantado que no podían permitir que los Mavericks volviesen a crearles problemas al inicio del partido, consiguió un dobledoble de 19 puntos, 10 rebotes y cuatro asistencias.

La permanencia en Toronto para poder ver el domingo el partido del Super Bowl no sentó bien a los jugadores de los Heat de Miami, que tuvieron más problemas de los esperados a la hora de ganar 9994 a los Bobcats de Charlotte.

De nuevo el alero LeBron James lideró el ataque de los Heat al conseguir 31 puntos, ocho rebotes y ocho asistencias, mientras que el pívot Chris Bosh aportó 23 tantos.

James anotó 13 de 14 tiros de campo y llegó al 93 por ciento de acierto, su mejor marca como profesional.

La victoria fue la segunda consecutiva de los Heat (3114) que aseguraron la mejor marca de la Conferencia Este y a su entrenador Erik Spoelstra el derecho de dirigir al equipo de las estrellas que el próximo 17 de febrero se enfrente en Houston al de la Conferencia Oeste.